¿Sientes molestias o dolores durante o después de tener sexo? seguramente te pasa lo que a muchas mujeres:

August 25, 2016

 

 

Muchas mujeres experimentan molestias, presión o dolor mientras tienen relaciones sexuales con su pareja. La mayoría no le da importancia o lo relaciona con factores equivocados, pasando por alto síntomas de que algo está mal con tu salud. Sentir dolor al tener intimidad, no es algo que debería ser considerado como algo normal, pasajero o producto de la edad o de la pareja con la que estés teniendo sexo. Hay enfermedades graves como el cáncer y otras no tan graves, pero que necesitan atención profesional, de las que puedes estar padeciendo.

 

En el mejor de los casos, la incomodidad o el dolor al tener intimidad puede estar relacionado con la falta de lubricación en la mujer. Esto puede ser solucionado fácilmente, usando un lubricante sexual. Si este no es el caso, analiza las siguiente 12 posibilidades.

 

1. Vaginismo: Esta es una condición común. Se trata de un espasmo involuntario de los músculos vaginales, causados principalmente por el miedo que la mujer puede experimentar de ser lastimada durante la relación sexual.

 

2. Infecciones vaginales: Estas condiciones son comunes e incluyen infecciones por hongos.

 

3. Problemas con el cuello uterino (la abertura del útero): En este caso, el pene puede alcanzar el cuello uterino en una penetración máxima. En estos casos, los problemas con el cuello del útero (como infecciones) pueden causar dolor durante la penetración profunda.

 

4. Problemas en el útero: Estos problemas pueden incluir fibromas que pueden causar dolor durante las relaciones sexuales.

 

5. Endometriosis: Esta es una condición en la que el tejido que recubre el útero crece fuera del útero.

 

6. Problemas con los ovarios: Los problemas pueden incluir quistes en los ovarios.

 

7. Enfermedad inflamatoria pélvica (EIP): En este tipo de condición, los tejidos más profundos se inflaman y la presión que se causa durante las relaciones sexuales producen un dolor profundo.

 

8. Embarazo ectópico: Se trata de un embarazo en el que un óvulo fertilizado se está desarrollando fuera del útero (este tipo de embarazos debes ser detectados e interrumpidos).

 

9. Menopausia: Con la menopausia, el revestimiento de la vagina puede perder su humedad normal y permanecer seca.

 

10. Relaciones sexuales demasiado pronto después de una cirugía o de un parto

 

11. Enfermedades de transmisión sexual: Estas pueden incluir verrugas genitales, herpes u otras enfermedades de transmisión sexual.

 

12. Lesión de la vulva o de la vagina: Estas lesiones pueden incluir un desgarro en un parto o un corte (episiotomía) realizado en el área de la piel entre la vagina y el ano durante el parto.

 

Muchos de estos problemas no necesitan ser tratados por un especialista de la salud, un simple lubricante puede ser lo único que necesitas. Sin embargo, si el dolor que sientes es profundo, si hay sangrado, períodos irregulares, desgarros o lastimaduras en el área genital, sospechas de un embarazo o de una enfermedad de transmisión sexual, y/o notas algo diferente en los flujos vaginales, debes sí o sí, acudir a tu médico. Recuerda que la mejor cura, es la prevención.

 

Con información recogida de Páginas Web y Redes Sociales.

Please reload

Entradas destacadas

Tips para acelerar el orgasmo femenino ¿Ya los pones en práctica? mira:

August 26, 2016

1/10
Please reload

Entradas recientes
Please reload

Archivo
Please reload

Buscar por tags

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
0